La Ormiga: estilo y sencillez para los más pequeños

 

Dos eran los objetivos de los creadores de la firma de moda infantil La Ormiga: conseguir una extraordinaria relación calidad-precio y vestir con clase a los más pequeños sin alejarse de la sencillez. Desde la localidad de Écija (Sevilla), donde nació la marca de la mano de emprendedores que provenían de la abogacía y la economía, La Ormiga ha ido expandiéndose por España a través de tiendas franquiciadas (casi 25 en nuestro país) y multimarca (más de 100). En su ADN está mezclar en sus delicados diseños la innovación con lo clásico, las tonalidades suaves y los estampados elegantes.  Sin caer en la cursilería ni en la exageración. Gonzalo González de Aguilar Fernández, director de comunicación de La Ormiga, nos desvela más detalles sobre el alma de esta firma.

¿Cómo surgió La Ormiga? ¿Quiénes están detrás de esta firma de moda?

La Ormiga es un proyecto que se ha ido fraguando durante varios años. Lo primero que hay que destacar es que los impulsores de la marca son amantes innatos de los niños, además de padres, y un proyecto donde se trabajara con estos pequeños les atraía desde hacía años. Lo anterior, unido a que durante un tiempo estuvieron colaborando estrechamente con una gran empresa textil de la zona y por tanto poseían los conocimientos y destrezas necesarios para desarrollar el proyecto, les convenció de iniciar esta aventura empresarial que hoy es toda una realidad.

¿Por qué elegisteis este nombre?

La hormiga es un bichito simpático, que creíamos que conectaría con nuestro público. Quizás uno de los primeros insectos que los niños conocen y con los que se pasan horas observando. Además tienen una característica que los define, y que creemos muy importante para que esta idea saliese adelante, y es el ser muy trabajadores. En La Ormiga todos sumamos, y si por algo se nos puede definir es por el esfuerzo y dedicación que ponemos en todos los procesos que conlleva sacar la prenda al mercado. Como dato curioso le diré que omitimos la “H” de hormiga para llamar la atención del público al percatarse de que está incorrectamente escrito, así como para posicionar la marca en los buscadores de una manera mas óptima.

¿Cómo es el proceso de elegir los estampados, las telas, los cortes?

El personal competente acude a Ferias Internacionales, como por ejemplo Premiere Vision que tiene lugar en París, allí proveedores en su mayoría nacionales, nos ofrecen estampados que aceptamos, descartamos o en su caso modificamos en base a las tendencias que marca el mercado.

¿Toda la elaboración y las materias primas son españolas? 

El 80% es español, somos conscientes de lo importante que es apostar por nuestra tierra y realizamos grandes esfuerzos por aumentar ese porcentaje. Si bien es cierto que aún hay materias que debemos comprar en el extranjero pues sus costes en España son muy elevados, como la licra y parte del punto, que principalmente vienen de países asiáticos.

¿Cuáles son vuestras prendas estrella, las que más éxito suelen tener cada temporada?

Las prendas que componen las colecciones de vestir son las más demandadas. Enjugan dulzura, estampados y sofisticación sin llegar a ser vestidos cargados, que posibilitan realzar a los protagonistas, los niños.

¿Hay muchas diferencias en la forma de vestir a los niños en las distintas regiones españolas? ¿Cuál es vuestra experiencia en este sentido?

Sin duda alguna, nuestro proceso expansivo por la geografía nacional nos ha hecho ser consciente de las grandes diferencias en las distintas regiones españolas, motivada por la cultura y las tendencias pero principalmente por la climatología tan distinta. Imagínese la demanda tan dispar que se realiza en Pontevedra y Burgos en comparación con nuestra boutique de Lanzarote en pleno archipiélago canario, caracterizado por las altas temperaturas.

A mí me ha maravillado su colección de primavera-verano, con vestidos y faldas para llevar a las peques preciosas un fin de semana pero también para ir elegantes a una ceremonia (una pena no haberla conocido el año pasado cuando Olivia acudió a su primera boda). ¡Y también hay para chicos! Que no parezca que los pobres están en segundo plano. Tienen camisas muy chulas para los nenes. Os invito a que entréis a su catálogo online y lo veáis con vuestros propios ojos. También tiene página en Facebook, desde donde además de ver las novedades, podéis acceder a sorteos y otras promociones. Ah, y el precio, es otra buena noticia: los vestidos, por ejemplo, cuestan entre 30 y 40 euros.

¿Qué os parece la propuesta de La Ormiga?

    • candela
      17/02/15

      Una colección muy bonita